Bioneuroemoción® La Gastritis


La gastritis
Nuestras emociones impactan en la digestión y se convierten en un problema si las reprimimos o manejamos de manera inadecuada.
La gastritis es una inflamación aguda o crónica de la mucosa del estómago, lugar donde empieza el proceso de digestión. Si hay inflamación, hay irritación e ira frente a algo o a alguien a quien no digiero: ciertas cosas no pasan como quisiera, o puede ser una o personas que no actúan como lo deseo. Puedo tener el sentimiento de haber sido engañado y de estar enredado en una situación. Estoy irritado por algo que absorbió mi sistema de digestión y la realidad “digerida” me molesta en alto grado. Aprendo a aceptar las situaciones y a los demás tales como son, sabiendo que el único poder que tengo es el poder sobre mí – mismo.
Los alimentos entran a nuestro cuerpo por la boca atraviesan el esófago, el estómago, el intestino delgado, el intestino grueso con la ayuda del hígado vesícula y páncreas, descomponiendo los alimentos realizando la digestión y culminando en el recto  situado inmediatamente después del colon sigmoides y ano. Biológicamente nuestro cuerpo se alimenta de nutrientes y suministra energía, la digestión implica la mezcla de los alimentos que deben pasar por el sistema, descomponer las moléculas grandes y las moléculas pequeñas y elimina lo que no necesita, eso es vital para nuestro funcionamiento.
Nuestro cuerpo vive siempre el presente está aquí y ahora y todo lo que está pasado está ahí, pero cuando inconscientemente lo traemos al presente aun no lo hemos digerido nos produce un síntoma, nos avisa de algo que aún no hemos masticado o digerido o evacuado. Todas las emociones que experimentamos impactan en nuestra digestiónpero se convierten en problema cuando no se manejan de forma adecuada o se reprimen.

La serotonina es una sustancia que en la sangre se comporta como una hormona y que en el cerebro actúa como neurotransmisor, es una de las unidades de comunicación que las neuronas captan y emiten para influir unas en otras, creando dinámicas de activación cerebral y efectos en cadena, es antiinflamatoria sirve para regular nuestros estados emocionales ahí dos alimentos que regulan nuestro estado emocional y alimentos que consumo de alimento que está en mi cabeza se lo que pienso como estuvo lo que siento.
se encuentra también en el intestino.
Ayudamos al comer proteínas, frutos secos, cereales sin azúcar chocolate también poco azúcar, que tienen una sustancia que se llama triftofano fundamental para la síntesis de la serotonina, debemos cuidar los intestinos, tomar en probióticos vigilar el gluten, menos harinas blancas pues producen inflamación en el intestino eviten los lacteos, consulte a su médico de confianza.
Todo lo que nos afecta emocionalmente primero va la barriga.
Primero tenemos que hacer la autondagación y después la autogestión emocional, yo no puedo evitar donde estoy pero si puedo autogestionar mis emociones, por ejemplo porque sigo yendo a un lugar que me enferma tal cosa y  no puedo estar ahí por qué sigo yendo ?? entonces debemos autogestionarnos -porque- estamos ahí ? una vez que encontramos porque estamos ahí que tiene que ver con nuestra vida , con nuestra familia, relaciones, etc, Inconciente , una vez que lo descubrimos gestionamos esa emoción , no justificar no victimizarnos no buscar culpables, "encontrar que es lo que me inflama", lo que me hace mal, lo que no suelto, lo que no acepto y libero.
Procure no hablar del otro como causa de mis problemas ahí nos salimos de la conciencia de unidad.
Debemos saber para que reaccionamos de tal manera frente a tal situación porque me produce esa emoción para qué llevamos información, es inconsciente,  no se destruye,  este ahí oculta, nunca se elimina se transforma podemos verlo de otra manera utilizarla para eso porque tenemos esa capacidad.

‘Informes actuales de los investigadores de Harvard aseguran que el sistema digestivo es sensible a las emociones, la ira, ansiedad y tristeza provocan desequilibrios en la digestión y te impiden mantener un bienestar integral, la mayoría de las veces los malestares digestivos (sensación de inflamación, gases y ruidos estomacales) son producto de la ansiedad, estrés o depresión que sufre una persona.’
Consulta a tu médico/a, siempre.

1 comentario:

Anónimo dijo...

es cierto hace tiempo que iba a lo de mi suegra y me trataba mal me di cuenta que iba porque fue con lo que creci y creia que estaba bien que tenia que hacerlo , basta, gracias gracias gracias

Donde no te amen...

  Ni quedarse, irse de aquellos lugares en donde no te aman, dar libertad es ser libre, no hay sensación más inmensa de paz que esa. La vict...